Editorial: Luta contra a hanseníase